Inicio > para leer sólo mis entradas sobre deporte, todas las entradas > FINALES DE LA NBA 2015 (II): PUNTO DE INFLEXIÓN

FINALES DE LA NBA 2015 (II): PUNTO DE INFLEXIÓN


Han pasado el tercer y el cuarto partido de la final. Y como decíamos en el artículo anterior, era muy predecible que hubiese ajustes por parte de Golden State.

Steve Kerr es un tipo inteligente. Como jugador ya lo era, y en su corta vida laboral como técnico ha demostrado dos cosas importantes: uno, saber hacer ajustes en los momentos necesarios; y dos, desarrollar soluciones creativas en situaciones complicadas y delicadas.

El equipo de Golden State que hemos visto toda la temporada ha sido una versión de small ball pero con una diferencia respecto de otras versiones, como las que utilizaron en su momento Georges Karl o Don Nelson: un poderío de tiro exterior apabullante.

André Iguodala

André Iguodala

En el tercer partido vivimos una repetición de los dos primeros a todos los niveles, hasta el último cuarto. Le pregunté por twitter a Gonzalo Vázquez, en mi opinión (y creo que no soy el único ni muchísimo menos) el mejor periodista de baloncesto en España, por el sistema tan aburrido de ataque de los Cavs, y su respuesta fue que no queda otra:

Gonzalo Vazquez

 

Kerr rectificó en el último cuarto del tercer partido, y comenzó a utilizar armas que tenía en el armario: Iguodala y David Lee. El caso de este jugador es todo un misterio. Soy muy respetuoso con las decisiones de los entrenadores, habiéndolo sido durante 17 años. Hay cosas que sólo conoce el entrenador, hechos que solamente saben el entrenador y sus jugadores, y es muy alegre ponerse a hacer juicios de valor cuando nos falta información al respecto, y que puede ser muy importante. Pero se me escapa por qué cuando tienes lo que los americanos llaman un jugador ‘all star caliber’ como es David Lee no lo utilices ni un solo segundo. Aun cuando han sido el mejor equipo de la liga regular. Y con el agravante de que el juego interior no es precisamente tu fuerte. Con ese pequeño ajuste, los Warriors remontaron una desventaja de dobles cifras y casi ganan el partido.

En el cuarto encuentro Kerr dejó de hacer experimentos y volvió a su fórmula habitual de toda la temporada: small ball sin concesiones, cediendo kilos y centímetros en la pintura, y convirtiendo a Mozgov en Patrick Ewing por un día (28 puntos y 10 rebotes en 33 minutos de juego), pero limitando a LeBron a un 31.8% de tiro de campo y 20 puntos, con la excelente defensa de Iguodala y muchas ayudas y dos contra uno. David Lee no estuvo tan fino como en el último período del tercer partido (sólo 9 puntos y 5 rebotes en 15 minutos de juego, frente a los 11 puntos y 4 rebotes en 11 minutos, con 100% de tiro de campo), pero tuvo el impacto de la amenaza de anotación interior de la que hasta ahora han carecido los Warriors.

Como curiosidad está este artículo de nba.com sobre 10 números clave en el cuarto partido. Yo destacaría los 31 puntos de los Warriors en el primer cuarto, las siete pérdidas de balón y la ratio de asistencias/balones perdidos de 3.43.

Para el quinto partido espero una reacción de David Blatt (¿veremos small ball por Cleveland, con LeBron de 4?) y mayor acierto exterior. Estamos dos a dos.

Anuncios
  1. Aún no hay comentarios.
  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: