Archive

Archive for 27 noviembre 2011

UN LUGAR EN EL MUNDO Y LA PIEZA DEL PUZZLE PERDIDO

27 noviembre, 2011 1 comentario

Recuerdo una película de Adolfo Aristarain, Un lugar en el mundo, que me gustó mucho. El padre del protagonista le dice a su hijo que, en su peregrinar por la vida, encuentra un pueblecito donde siente, sabe, que es su lugar en el mundo. El lugar donde sabe que pertenece, donde se siente como parte intrínseca de él. Hasta ahora, a veces me he sentido en ese lugar. Pero por necesidades más terrenales he tenido que partir de ese pueblecito agradable. Hay que comer, hay que progresar. Desde entonces, soy una pieza de un puzzle perdido que busca encajar. A veces el puzzle me ha rechazado, a veces soy yo el que no ha encajado en el puzzle. Quizá también me han ido comiendo los bordes de la pieza y ahora es más difícil. No lo sé.

Hace poco salté sobre un puzzle, y creía haber encajado, pero últimamente el puzzle se mueve y parece que va a saltar por los aires…me aprieta cada vez más y llevo un tiempo buscando otro para cuando el mío se haga pedazos, porque tiene toda la pinta.

El grupo de música es un puzzle en el que hasta hace poco sólo encajábamos tres piezas, la cuarta no, probamos varias, y ahora la cuarta pieza va bien. A veces, incluso un puzzle de sólo dos piezas es difícil de encajar.

Yo mismo soy un puzzle de muchas piezas, a veces ni siquiera me encajan todas, imagina lo difícil que es encajar con los demás.

En el pasado, hemos tenido a lo mejor esa pieza que falta en la mano y la hemos tirado al suelo, y hemos seguido camino. A veces tratamos de volver a por ella, pero ya no está, alguien pasó después y se lo llevó. Es mejor seguir buscando.

Y piensa que, como dice el proverbio árabe, lo que está bien perdido ni se busca ni se encuentra. Y dicen que la vida es larga, y completar el puzzle es sólo cuestión de tiempo y de paciencia. Mucha paciencia. El tiempo estira la razón y da la perspectiva de las cosas que la prisa emborrona. La vida te ayuda a encajar al final. Veremos. Los posos del té al final se acaban posando en el fondo del vaso. Y ahí se quedan. Como las piezas de un puzzle ya terminado.

LA AMBIGÜEDAD DE UPyD

16 noviembre, 2011 7 comentarios

Querido amigo Rafa: perdona la tardanza en contestarte, pero con independencia de que alguna vez podamos compartir tertulia política (y con cervezas por en medio), he preferido responderte de una forma pausada, y con tu permiso, pública. No me enfado en absoluto, somos buenos amigos y podemos charlar y debatir con tranquilidad.

Me comentas que un partido pequeño como UPyD es ambiguo, y que eso se paga en las urnas. Y crees que IU tiene buenas perspectivas (hasta 11 escaños dices) porque según tú no es “más de lo mismo”. Vamos por partes, como diría Jack the Ripper.

Ambigüedad. Sinceramente no lo creo, de hecho creo que somos el partido menos ambiguo de todos. Nos podemos equivocar en nuestros análisis, pero es claro que analizamos los problemas y proponemos soluciones. Uno de los problemas más importantes en nuestra opinión es la reforma de la estructura del Estado, donde ningún otro partido nos apoya. En el único estudio que se ha hecho en 30 años de democracia, calculamos el coste de las disfunciones y duplicidades en 42.000 millones de euros. La cantidad que nos exige la UE para solucionar el problema de la deuda es la mitad de ese importe. Por supuesto que no hubiera hecho falta recortar en derechos (pensiones, sueldos de los funcionarios, educación, sanidad) si se hubieran aplicado estas medidas. Por otro lado, la devolución de sanidad, educación y justicia al Estado es una necesidad; actualmente somos el único país que en los últimos años no hace más que bajar en los informes de PISA. Respecto de educación, te enlazo esta entrada de mi compañero Adrián Begoña. La sanidad está técnicamente en quiebra, ninguna comunidad autónoma comparte expedientes sanitarios (a un niño que vivió en Toledo y se fue a Madrid le vacunaron dos veces de las mismas vacunas), no se atiende a gente de otras comunidades salvo que sea una urgencia.

Por otro lado, y más en los tiempos que corren, hay un desprestigio de la clase política que tiene un sustrato de realidad. Los partidos tradicionales aspiran a controlarlo todo (incluida IU): me gustaría saber por qué tiene que haber políticos en las cajas de ahorro, en las televisiones autonómicas (sólo con el presupuesto de Telemadrid se podrían haber evitado los recortes en educación, nosotros hemos renunciado al consejero que nos corresponde, 60.000 € al año), en un montón de organismos duplicados que no sirven sino para colocar a tus acólitos (Agencia de protección de datos, Consejo Consultivo, en Madrid somos tan chulos que tenemos una Agencia Meteorológica madrileña; Tribunal de Defensa de la Competencia, Agencia Madrileña para la emigración, etc). Por qué los políticos tienen que nombrar a los miembros del Consejo General de Poder Judicial, del Tribunal Supremo, del Tribunal Constitucional, de los Tribunales Superiores de Justicia de la Comunidad Autónoma que luego tiene que controlarles (te suena el caso Camps, el caso Chaves…). En esto nos volvemos a quedar solos. Fíjate como siendo el grupo minoritario hemos marcado la agenda política en el Ayuntamiento de Madrid y la Comunidad en medidas que hemos tomado solos: renunciar a los coches oficiales (cada concejal del ayuntamiento tenía un coche, un chófer y un escolta); nuestros vocales vecinos han renunciado a la parte del sueldo que exceda de 400 € (un portavoz cobra hasta 1.100 € al mes), que es lo que cobra un concejal por pleno; hemos renunciado a entradas gratuitas (como las que nos dieron para el concierto de Coldplay); hemos renunciado a gran parte del personal de confianza y en su lugar hemos contratado funcionarios. Cuando le he planteado estas cosas a un compañero de la facultad que actualmente trabaja de asesor para IU en Alcalá de Henares, su respuesta es “que todos hacen lo mismo”. De hecho, es triste que cuando la gente se entera que estoy en política, lo primero que me dicen es “a ver si me buscas algo”. Cuando se trata de retratarse quitando privilegios injustificados a los políticos, nos quedamos solos, tanto en la Comunidad de Madrid como en el Congreso de los Diputados, donde todo el mundo votó en contra. ¿Quién es más de lo mismo?

Esto me lleva a la segunda parte de mi respuesta, que es IU. Ahora que estoy más dentro de la política del Ayuntamiento y la Comunidad de Madrid, te aseguro de primera mano que IU es más de lo mismo, lo disfracen como quieran. El grupo del Ayuntamiento de Madrid que más personal de confianza tienen por concejal es IU. Los que más se han resistido a renunciar a los coches oficiales son los concejales de IU. Los que más nos han llamado demagogos y populistas son los de IU. Y para muestra un botón, mira este video. Al PP y al PSOE ya les conozco, pero que la gente vaya de obrero y luego le guste el dinero más que al que más, pues no me parece bien. Como Fernández Toxo, con un sueldo de 114.000 € al año, obtuvo dos áticos de VPP de lujo en Montecarmelo en una cooperativa perteneciente a CCOO. Cuéntaselo a un parado que tiene a toda su familia en paro desde hace meses. En Madrid hay 80.000, y 500.000 en total.

En resumen, hay problemas que tenemos que solucionar entre todos, y priorizar en los más importantes; proponer soluciones factibles y razonables, y evitar que paguen los mismos de siempre, o sea, las PYMES y los trabajadores que tenemos una nómina, incluidos los funcionarios. Ahí siempre nos vais a encontrar. Ese es el verdadero progresismo.

Un abrazo de tu amigo que quiere verte pronto.